... somos el río de Heráclito, quien dijo que el hombre de ayer
no es el hombre de hoy y el de hoy no será el de mañana.
Cambiamos incesantemente y es dable afirmar que cada lectura de un libro,
que cada relectura, cada recuerdo de esa relectura, renuevan el texto.
También el texto es el cambiante río de Heráclito.

Jorge Luis Borges.

7 de octubre de 2014

La vida, el tiempo...



"Como un poeta que escribiera su mayor poema con una tinta que, al acto, desapareciera".


La ignorancia. Milan Kundera.



2 comentarios:

  1. Nada de lo que uno escribe le pertenece. Tampoco, es posible, a quien lo lee. Queda en la memoria, pero parece que acaba de llegar, irrumpiendo, diciendo cosas que son nuevas, pero que son antiguas. He tenido eso que dice Kundera en la cabeza muchas veces. No vale la pena el nombre. Solo vale lo contado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nada hay que nos pertenezca, Emilio. Tan solo el infinitesimal instante que llamamos presente y que, antes de que hayamos podido percibirlo, se ha convertido en un recuerdo escrito en nuestra memoria con tinta invisible.
      Kundera es profundo, contundente, y a menudo desconcertante.
      Saludos.

      Eliminar